Mi elección en el Día del Libro

Estándar

Como todos sabéis, ayer, 23 de abril, se celebraba el Día del Libro entre otras festividades como Sant Jordi, San Jorge, el día de Aragón en honor a su patrón y el día de Castilla y León o día de Villalar, en el que se recuerda a los comuneros que cayeron en la batalla del mismo nombre. También se conmemora la muerte de Cervantes y de Shakespeare. Y también había fútbol.

Me notificaron varios eventos y al final me decanté por la charla sobre literatura Z que tuvo lugar en la biblioteca municipal Eugenio Trías, en el parque del Retiro de Madrid. Sus protagonistas: Juan de Dios Garduño (“Y pese a todo” y “El camino de baldosas amarillas”, entre otros), Daniel P. Espinosa (“Aplaudan al salir”, “Nekromanteia”) y Carlos J. Lluch (“Ciudad humana”). Ah, no: los zombis. 

presentadores

Más que charla, aquello pronto se convirtió en un debate en el que intervinimos gran parte del público asistente. ¡La mesa era redonda y las sillas estaban colocadas en semicírculo! El tema versaba sobre si la literatura de temática Z estaba muerta o más viva que nunca. ¿Estábamos asistiendo al declive de los zombis o bien seguíamos en el boom del subgénero? ¿Ha existido realmente un boom en algún momento? Las opiniones pronto se hicieron notar. Juande Garduño, que había abierto un debate el día anterior en su muro de Facebook, venía bien documentado con datos sobre el interés que despertaban estos muertos vivientes en las editoriales. Muchas de ellas no tenían programada ninguna publicación de este tipo para este año. Entre los asistentes estaba Alfonso Zamora (“De Madrid al Zielo”), que dio su parecer. También lo hizo Iria G. Parente (“Pétalos de papel”) en numerosas ocasiones y Jose Antonio Campos “Toluuuu”, habitual de estas charlas. Pero no fueron los únicos que intervinieron. Hubo quien comentó que el mercado estaba saturado y las historias se habían vuelto repetitivas. Otros defendían que sí había originalidad en algunos autores pero, la crisis que está pasando el sector editorial junto con los puristas del género, hacían que esas obras no lo tuvieran nada fácil. Son las pequeñas y medianas editoriales las que están apostando por los muertos vivientes y dando oportunidades a noveles y escritores de género.

¿Conclusiones? Ninguna, al menos para mí. Nadie de los allí presentes tenemos una bola de cristal que nos muestre el futuro y, en el tema que hablamos, si le queda o no recorrido al zombi (sea lento o rápido) es también una incógnita. En lo personal, me divertí con todas las intervenciones, conocí a personas que no conocía que siempre es un placer, y podríamos haber extendido aquello durante mucho tiempo más. Pero, ¿sabéis qué pasa? Que las bibliotecas cierran a las nueve. Los bares cerraron más tarde.

Y el blog no cierra, así que vuestros comentarios son siempre bienvenidos.

Anuncios

Un comentario en “Mi elección en el Día del Libro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s